Escrito por Roger Lerina

En el castellano rioplatense, quilombo es sinónimo de desorden o confusión. La palabra así en español asume una connotación racista y silencia la historia de resistencia de los negros en América. Es un término de origen africano, originario de la lengua quimbundu, y así se denominaba, en el Brasil colonial, a las aldeas donde vivían los esclavos fugitivos. Con este poderoso y ambivalente título la editorial argentina Tinta Limón dio nombre al libro que acaba de publicar en el país vecino. Quilombo es una compilación de 288 páginas de 38 escritoras y escritores negros que nacieron en el siglo XX en diferentes regiones del país.

Según la editorial, la propuesta de la obra es generar un espacio de resistencia dentro del campo literario brasileño que circula en lengua española, radicalmente blancocéntrico. «En un momento en que es difícil imaginar un Brasil respetuoso de las diversidades y las diferencias, publicamos este libro como un buque insignia del antirracismo y la esperanza», explica la argentina Lucía Tennina, responsable de la compilación. La obra reúne nombres conocidos de la lírica brasileña, como Carolina Maria de Jesus, Conceição Evaristo, Paulo Lins y Solano Trindade, entre otros. Dos autores representan a Rio Grande do Sul: la santanense Eliane Marques y el riograndino Ronald Augusto. Vea la lista completa de poetas:

Solano Trindade / Carolina Maria de Jesus / Carlos de Assumpção / Oswaldo de Camargo Cuti / Conceição Evaristo / Geni Guimarães / José Carlos Limeira / Miriam Alves / Bell Puã / Esmeralda Ribeiro / Éle Semog / Eliakin Rufino / Paulo Lins / Márcio Barbosa / Gabriel Sãnpera / Miró de Muribeca / Ricardo Aleixo / Ronald Augusto / Edimilson de Almeida Pereira / Nelson Maca / Cidinha da Silva / Eliane Marques / Tula Pilar / Cristiane Sobral / Allan da Rosa / Mel Adún / Dinha / Livia Natália / tatiana nascimento / Elizandra Sousa / Helena Silvestre / Jennyfer Nascimento / Lubi Prates / Mel Duarte / Kika Sena / Meimei Bastos / Jarid Arraes.

El volumen también presenta dos estudios críticos sobre la literatura brasileña contemporánea y las cuestiones raciales, firmados por los investigadores Regina Dalcastagnè y Mário Augusto Medeiros da Silva, y entrevistas con varios de los autores seleccionados. Profesora de literatura brasileña en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires e investigadora de la Comisión Nacional de Investigaciones Científicas y Tecnológicas (CONICET), la compiladora Lucía Tennina ha publicado estudios y antologías sobre la poesía marginal brasileña en Argentina, especialmente la producida en São Paulo. En su introducción a Quilombo, la traductora también justifica el alcance de la obra:

«El objetivo principal de esta antología es destacar la multiplicidad y la diversidad de la producción de escritores negros y negras de Brasil nacidos durante el siglo XX. Esto explica la amplitud generacional, que nos permite mostrar la variedad de estilos y posibilidades de acercamiento a lo largo del tiempo. En este sentido, el libro se abre con las voces de dos autores emblemáticos – ya fallecidos – en la producción de la autoría negra, Solano Trindade y Carolina María de Jesús, y se cierra con jóvenes escritores formados en los slams y saraos de la poesía negra de las ciudades brasileñas. A esta prórroga temporal se añadió la atención al origen de los autores, evitando que la producción de São Paulo y Río (el eje que concentra las mayores inversiones económicas y culturales del Brasil) prevalezca sobre otras regiones. Así, el libro cuenta con textos de escritores de São Paulo y Río de Janeiro, por supuesto, pero también de otros estados del Sudeste (Minas Gerais), Nordeste (Pernambuco, Alagoas, Ceará y Bahía), Centro-Oeste (Distrito Federal-Brasil), extremo norte (Roraima) y Sur (Río Grande do Sul y Paraná). De igual modo, detrás de los criterios de selección de los autores existe una preocupación especial por invertir la proporción androcéntrica común en los entornos literarios (y no literarios) y por dar un mayor porcentaje de presencia a las escritoras además de la inclusión de un poeta trans. Del mismo modo, debe aclararse que lo que «orientó» el criterio de selección de los textos fue su calidad literaria. El esfuerzo de esta antología se inscribe en la necesidad de mostrar la riqueza y sofisticación de esta producción, de exponer diferentes estilos y diferentes formas de expresar lo que se vive, para pensar la literatura desde una perspectiva más plural e interesante».

[Fuente: http://www.pressenza.com]